miércoles, abril 29

El pan hecho en casa

¿Maurice Lambert pseudónimo de Ignasi Domènech?

¿Acaso hablar de pan necesita del anonimato? En aquellos tiempos revueltos en los que pan marcaba nuestra línea de confort y el gremio de panadería ejercía el derecho a huelga con facilidad es posible que enseñar a hacer pan no fuese la mejor idea y divulgarlo menos.

Porque hemos de suponer que el conflicto del pan, a pesar del escaso interés que ponen nuestras autoridades para solucionarlo, no puede durar muchos días. Pero aunque no durase más que veinticuatro horas, no dejará de ser útil conocer el procedimiento de fabricarlo, porque ya sabemos lo largo que se hace un día sin pan.”
(Cómo se puede fabricar el pan en casa. Carvajal, GB-162, febrero 1920).


El maestro Josep Lladonosa afirma en “La cuina de dos grans mestres” (Barcelona, 2000) que Maurice Lambert es el pseudónimo utilizado por Doménech para firmar “El pan hecho en casa” (Madrid, circa 1920). (1) José C. Balagué Doménech, heredero de los derechos de Ignasi Doménech, también lo afirma en “Apunt per una biografia” (Suculents rostits, guisats i estofats de carn i aviram, 2000) donde dice así:

Las notas biográficas preparadas por él mismo están llenas de sustanciosas anécdotas. Nos explica que, durante una huelga de panaderos, un amigo editor le encarga de un día para otro un librito para hacer el pan en casa. Domènech redacta en unas horas el opúsculo y lo firma con el pseudónimo Maurice Lambert. Parece ser que el libro en cuestión provoca las iras de los panaderos, y que inútilmente intentan localizar al autor.

El libro se inicia curiosamente justificando su existencia: 
“…hemos creído prestar un gran servicio público al indicarles el modo práctico y sencillo para, en caso de escasez de pan, que cada familia lo pueda fabricar en su casa, sin gran trabajo, y sólo con un poco de voluntad…” 
Es decir, una manera distinta de decir lo mismo que lo publicado en Gorro Blanco por Caravajal. En la contra encontramos “La mejor biblioteca de cocina de España” de Don Ignacio Domènech y un pie de página indicando que los pedidos deben realizarse en la Librería de Luis Santos. La labor pedagógica, las recetas, el estilo de los capítulos y la impresión son suficientemente sugerentes. A todo eso, las afirmaciones de Lladonosa y Balagué no hacen más que añadir credibilidad. Faltaría más, lo mío era sólo una intuición. Una intuición que me ha llevado a buscar y rebuscar para intentar demostrar infructuosamente la autoría de Domènech. Nada riguroso finalmente. No puedo demostrar mis sospechas pero estoy realmente convencido de lo afirmado por Lladonosa y Balagué. Cuanto menos, todo apunta en esa dirección.

Gorro Blanco, noviembre 1913
Después de descubrir algunas coincidencias en GB y en “Cocina de recursos” (1938) aparece la contradicción. Cuando más convencido estoy de la evidencia pseudonimal leo en GB-163 (marzo 1920) la crónica titulada “Manera de hacer el pan con el horno de gas”, crónica calcada a la que se puede leer también en el libro. Ocurre que viene firmada por Manuel García, oficial panadero. ¡Zasca! Para mi sorpresa no lo firma Ignasi Domènech. Digo yo que Manuel García hay muchos, que podría ser cualquiera, y podría ser también un pseudónimo.

Gorro Blanco, marzo 1920
Ni siquiera los Palmer, Fortuny, Damunt o Luján mencionan este pequeño libro al referirse a la obra Domènech. No es el único libro del autor que ha pasado desapercibido. Otro caso similar ocurre con “Recetas culinarias del arroz” (1933) publicado por la Asociación de exportadores de arroz de España. Ahí lo dejo para otra ocasión.

Otro que hasta lee.

(1) Gastromimix

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada